Pasos a seguir a la hora de crear una Startup

29 Nov 2018

A la hora de crear una empresa no sólo es importante tener una buena idea que aporte valor y te diferencie frente al resto, también debes buscar la forma de que esta idea se pueda llevar a cabo, para ello:

- Realiza una investigación exhaustiva de mercado: analiza las empresas que en un futuro serán tus competidores directos e indirectos, qué las diferencia, cómo comunican y qué ofrecen que las haga diferentes. Analiza las posibles barreras de entrada a las que te vas a tener que enfrentar más adelante y analiza qué coste, tanto en términos económicos como de tiempo, van a representar.

- Define qué necesidades puede satisfacer tu idea: identifica la necesidad de tu futuro cliente y explica al detalle cómo tu proyecto va a cubrir dicha necesidad. Debes tener claros todos los aspectos que va a englobar tu oferta, para poder crear tu Startup entorno a tu cliente.  

- Qué valor diferencial tiene tu empresa frente a tu competencia: una vez realizado un análisis de tu competencia y detectados los elementos que les diferencian frente al resto, busca tu valor diferencial, aquello que va a permitirte destacar sobre los demás. Ten en cuenta que este elemento diferenciador debe tener un gran peso, ya que va a ser lo que haga que te elijan a ti en vez de a tus competidores.  

- A qué segmento va dirigido ¿hay suficiente nicho de mercado?: analiza quién va a ser tu público y crea una estimación del número de posibles clientes.

- Qué elementos vas a necesitar para desarrollar tu idea y cómo de difícil va a ser conseguirlos.

- Análisis financiero:  analiza los costes que va a suponer poner en marcha la empresa, así como su posterior mantenimiento y calcula los ingresos que esperas conseguir. De este modo, podrás saber cuándo recuperarás la inversión inicial y en qué momento la empresa empezará a proporcionarte beneficio.

 

Si toda esta investigación da un resultado positivo, toca trabajar:

-Lo primero que debes hacer es definir tu modelo de negocio, es decir, definir cuáles son las fuentes de beneficio para tu proyecto.

- Desarrollar un plan de negocios, éste será tu carta de presentación y tu guía a seguir, por lo que deberá ser lo más detallada posible.

- Crea un prototipo de tu idea: lo tangible es siempre más creíble.

- Busca financiación: esta puede provenir de bancos, amigos y familiares, crowdfunding, business angels, incubadoras de talentos,…

 

Solo quedaría rodearte de un buen equipo y un duro trabajo que dará sus frutos

Agregar comentario

Inicie sesión o regístrese para comentar

También te puede interesar